(¿Acaso crees que puedes controlar algo realmente?)

Si estás sintiendo impotencia, bronca o frustración seguramente te encuentras en una situación que no depende de vos cambiar, está fuera de tu control. (¿Acaso crees que puedes controlar algo realmente?)
Lo que sí puedes elegir es qué vas a hacer con eso.

* Primero: acepto plenamente la situación. No quiere decir que la apruebo sino que suelto toda resistencia interna hacia ella. Dejo de pelearme con lo que sucedió. “Sucedió así. Lo acepto”.

No podemos cambiar el pasado, pero sí podemos cambiar cómo lo interpretaremos desde nuestro Presente. Podemos cambiar la percepción, el punto de vista, que tengamos del mismo.

* Segundo: le quito carga emocional y el juicio mental de lo que creo que está bien y está mal. Considero la posibilidad de que no sé qué es acertado o equivocado en el Panorama Mayor. Detrás de toda situación hay una Inteligencia Divina que sabe más que vos.
“Todo es lo opuesto de lo que parece ser. Nada es lo opuesto de lo que parece ser. Simplemente ES”.

* Tercero: Si la situación te genera una sensación de injusticia, inspirá y exhalá esa sensación. Observala sin ponerla carga. Luego entregala al Universo, al Vacío y repetí: “La Vida siempre ordena las cosas. Justicia Divina sea aquí tu Voluntad”.

 

María Laura Casin.

Instagram: @marialauracasin

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *